<p>Los robos hacen perder al comercio alrededor del 1% de su facturación global. </p>

<p>Pero esta cifra disminuirá con fuerza gracias a la aprobación del nuevo Código Penal, que pasa a considerar todos los hurtos -sean de la cuantía que sean- como delitos.</p>

<p>Las bebidas alcohólicas de alta gradación , la ropa, las maquinillas de afeitar, los perfumes de alta gama y los loncheados ibéricos (sobre todo el jamón) lideran el ránking de objetos sustraídos en los establecimientos comerciales españoles.</p>

<p>Otros productos muy robados son las pilas, las conservas de alto precio  y objetos de maquillaje.<br />
"Lejos de ser productos de primera necesidad", lo más robado son los "artículos de alto precio y con clara salida en el mercado negro".</p>

<p>En el Código Penal, todos los hurtos, por muy pequeños que sean, pasan a ser delito, cuando antes la mayoría se consideraba como falta. Las sustracciones de menos de 400 euros son ahora "delitos leves". Dentro de esa franja, los robos de menos de 50 euros son el 30% del total; los de 500 a 100 euros, el 49%; y los de 100 a 400 euros, el 21%.</p>